• Latest News

    martes, 11 de noviembre de 2014

    La tragedia de Hillsborough.

     

    Abril de 1989, semifinales de la FA Cup, Liverpool contra Nottingham Forest. 96 personas fallecidas y 176 heridos. La mayor tragedia de la historia del fútbol inglés. Saliéndonos de la temática de esta sección en donde solemos recordar algunas de las gestas mas grandes de este deporte, o rendimos homenaje a alguna leyenda, hoy hablaremos de la desgracia ocurrida en Hillsborough hace poco mas de 25 años. Una historia dura de recordar, pero que cambió mucho el mundo del fútbol. Hillsborough fue un mensaje para aficionados y clubes que las situaciones que se vivían en los estadios habían llegado a un extremo que nunca se debió llegar. Pero entender el cambio que significó Hillsborough en el fútbol mundial (sobretodo el europeo), tenemos que ir un poco mas atrás. 

    Durante la década de los ochenta se extendió por Inglaterra el fenómeno hooligan. El fútbol se había convertido en una religión (o incluso mas) y era habitual ver como mucha gente llevaba esta pasión hasta el extremismo. Invasiones de campo, vandalismo, cientos de personas que entraban sin entrada al estadio para ver el partido,….Todo esto era algo habitual en el fútbol inglés de la época. Pocos años antes el fútbol inglés ya había sido gravemente castigado por lo ocurrido en Heysel en la final de la Copa de Europa entre Liverpool y Juventus, en donde murieron 39 aficionados debido a una avalancha de hooligans del Liverpool contra aficionados de la Juve que provocó que cientos de aficionados fueran aplastados contra las vallas y muros de separación. Este partido ya marcó un antes y un después en el fútbol europeo a pesar de Hillsborough fue la gota que colmó el vaso. El fútbol cada vez era considerado mas un deporte que incitaba a la violencia provocando un fuerte rechazo de parte de la sociedad, lo que provocó el inicio de la campaña que aún tenemos hoy en día, del Fair Play promovido tanto por la FIFA como por la UEFA. Además, se inicio un trabajo de inspección de los estadios en los que se comprobara que estos cumplieran las condiciones para albergar partidos de fútbol (los famosos estadios Categoría 4) y se instó a los clubes que dejarán de financiar a los grupos ultra, entre otras medidas.               

    Lo ocurrido en Heysel sirvió para que la ciudad de Liverpool se convirtiese en el símbolo de lo mas odioso en el mundo del fútbol, ya que se consideró que los grandes responsables de lo ocurrido en Bélgica fueron los ebrios hooligans reds (no solo era esta la opinión de la sociedad, ya que la justicia belga solamente condenó a 14 aficionados del Liverpool dejando libre de culpa tanto a la UEFA como a los propietarios del estadio). Pero fue todo el fútbol inglés quien sufrió consecuencias a nivel deportivo. Los equipos ingleses fueron sancionados a no competir en competiciones europeas durante cinco años (ya que la Tragedia de Heysel no había sido un hecho aislado), mientras que el Liverpool sería sancionado a 6 años sin jugar en Europa (incialmente fueron 10 años, pero la sanción fue rebajada). Esta sanción fue un tremendo batacazo para Inglaterra. Los ingleses habían ganado 7 de las últimas 9 ediciones de la Copa de Europa, y no poder participar en ella provocó la marcha de algunos de los mejores jugadores del campeonato como la marcha de los patrocinadores y de los suculentos contratos televisivos. Vistos los antecedentes ya podemos centrarnos en lo ocurrido en Hillsborough. 

    Como hemos dicho al principio, eran las semifinales de la FA Cup, y tal y como se hace hoy en día, estas se juegan en campo neutral. De esta manera los aficionados del Liverpool tuvieron que coger sus coches para poder ir al estadio. El primer problema que se presentó es que en la carretera que unía Liverpool con Sheffield estaba cortada en diversos puntos provocando atascos y el retraso de los aficionados. Además, tras los duros castigos recibidos por parte de las organizaciones futbolísticas, se realizaron diversos controles policiales para comprobar que no llegaban aficionados ebrios o con ganas de ir a liarla. Todo esto provocó que los aficionados llegarán con el tiempo ajustado formándose así unas colas enormes. Para colmo, al Liverpool se la había asignado el fondo mas pequeño del estadio a pesar de ser una afición mucho mas numerosa que la del Nottingham Forest, un fondo dividido en sectores y separados por vallas. De esta manera, los aficionados que habían llegado tarde, se apresuraban en entrar, pero el problema es que ya dentro del estadio, había ya mucha gente ocupando un asiento. La gente se amontonaba en la puerta y la policía temía el inicio de nuevos incidentes, por lo que en una terrible decisión, la puerta C del estadio se abrieron para que los miles de aficionados que temían perderse el inicio, entraran al estadio. Eso fue un absoluto caos. La gente entraba sin ningún tipo de filtro, da igual si tenían entrada o no, y al no tener ninguna orientación por parte de la policía o de la organización, los aficionados entraron en masa por el sector central. El resultado fue el conocido por todos. Los aficionados que estaban en primera fila, o cerca de una de las vallas de separación, fueron aplastados contra el metal. Los que no estaban cerca de ninguna valla, también les faltaba el aire. Mientras, la reacción por parte las autoridades fue muy pobre. El partido no se paró hasta los 6 minutos ya que la policía pensaba que los hooligans estaban tratando de saltar al campo. Después, cuando dentro del campo se empezó a percatarse de la gravedad de lo que estaba pasando, fuera del campo no se permitió pasar a las ambulancias por pensarse lo comentado antes de los hooligans. 96 personas fallecieron por culpa de este incidente y dejó en conmoción a todo el país. Hasta nuestros días ha llegado la lucha de los aficionados y de las personas cercanas a las víctimas por saber la verdad de lo ocurrido aquel día y por que los responsables de tal negligencia paguen sus errores. Sin embargo, sin quitarle importancia, esa batalla la dejaremos aparte. Hillsborough significó el fin de ver el fútbol de pie en los estadios y la implantación de los asientos en los fondos (al igual que se extendería por casi todos los estadios de Europa). Las catástrofes de Heysel y Hillsborough sirvieron para que aficionados y autoridades se dieran cuenta de que en el fútbol se estaban haciendo muchas cosas mal y para ver que por encima de la pasión por un equipo o simplemente el dinero, están las vidas humanas.
    Carlos Arteaga

    Madrileño con espíritu euskaldun. Deportista. Falso torpe. Hablo euskañol.

    Website: YoSíSéDeFútbol: Tu Blog de Fútbol.

    • Blogger Comments
    • Facebook Comments

    0 comentarios:

    Publicar un comentario

    Item Reviewed: La tragedia de Hillsborough. Rating: 5 Reviewed By: Carlos Arteaga
    Scroll to Top