La liga Finetwork. – A raíz de un nuevo clásico entre el Real Madrid y el Barcelona, esta vez en Champions ha habido insultos a jugadoras del Barça como por ejemplo Caroline Graham Hansen, por según esos aficionados, simular el penalti. Que ha tenido que publicar un tweet pidiendo que se apoye al equipo que sea pero nunca odiando al rival. No queremos odio en ningún ámbito de nuestra vida.

¿En serio nos queremos parecer en esto al fútbol practicado por hombres? ¿En serio queremos traer toda la toxicidad a este deporte maravilloso?

Yo, Marta Ortega, hace ocho o nueve años que sigo el fútbol femenino y nunca me había encontrado con este tipo de toxicidad. Es verdad que el Real Madrid ha traído muchas cosas buenas con la incorporación a la Liga Iberdrola como por ejemplo más rivalidad, un equipo competitivo desde el principio, más ‘internacionalidad’ a nuestra Liga, pero también ha traído este agujero negro. La toxicidad.

Este deporte siempre se ha caracterizado por ser un deporte limpio, casi sin faltas. Un deporte que enamora por la calidad de las jugadoras y sobre todo por el buen ambiente que se respira tanto dentro como fuera del campo. Desde YoSiSeDeFutfem solo queremos que este odio y estos comentarios no nublen el buen camino que lleva el fútbol femenino español.

Esperemos que el próximo clásico, que se jugará en el Camp Nou, con todas las entradas vendidas, no se vuelvan a repetir estos comentarios. También tenemos que reconocer que todos los aficionados del Real Madrid no son así. Defiende a tu equipo, pero respeta al rival.  NO QUEREMOS ODIO